Hamburgo 1986 - Bibiana1

Vaya al Contenido

Hamburgo 1986

Mis Viajes
Debido a mi trabajo como ingeniero de mantenimiento en Fujitsu y una vez puestos en producción una serie de grandes ordenadores por toda España, se instaló en la ciudad de Hamburgo en Alemania un Centro de Cálculo en una empresa japonesa llamada Hoya Lens famosa por todo lo relacionado con óptica de cristales para gafas, etc… por este motivo en el año 1986 comencé a viajar cada mes a Hamburgo para hacer los mantenimientos correctivos de los ordenadores y sus periféricos.

Hoya Lens estaba en la calle Benden strasse y como anécdota decir que una vez cogí un taxi Mercedes con conductora y la indiqué en alemán que quería ir a la calle Benden, ese día lo llevaba muy mal la señora y empezó a decir que no me entendía y yo a repetir el nombre de la calle con diferentes vocales, v, b, w, etc… y ya cansado de esta situación la dije en perfecto alemán Eine grosse scheise fur dich, Benden strasse bitte, schnell, (una gran mierda para usted, a la calle Benden por favor, rápido) y tan rápido que se puso en camino y llegamos a la dichosa calle raudos y veloces.

Me alojaba cada vez que iba a Hamburgo en el Hotel Maritim Reichshof un hotel tradicional de 4 estrellas que está ubicado justo enfrente de la Estación Central de trenes de Hamburgo o Hauptbahnhof, está muy cerca del lago Alster y de las calles comerciales de Mönckebergstraße que es la más popular de Hamburgo, el Mo como la gente llama a su zona peatonal se extiende desde la Estación Central de trenes a la rica decoración del Ayuntamiento de Hamburgo y la Jungfernstieg, este hotel era mi punto de partida para explorar la ciudad, además se encuentra a pocos pasos de la estación de cercanías (S-Bahn) y de la estación de metro.

Uno de los más importantes lugares que ver en Hamburgo es su bonito casco histórico, el paseo lo podéis comenzar en la Plaza del Ayuntamiento donde encontraréis el Rathaus (Ayuntamiento), un impresionante edificio de finales del siglo XIX con 17.000 metros cuadrados y una hermosa fachada barroca adornada con estatuas de emperadores, un ejemplo de arquitectura neorrenacentista, el acceso a su vestíbulo es gratuito y en él encontraréis retratos clásicos, pilares de roca arenisca y una elegante escalera de mármol.También podréis acceder gratuitamente al patio del edificio donde se encuentra una de las fuentes más hermosas que ver en Hamburgo que representa a Higía, la diosa griega de la salud y que se erigió en memoria de la epidemia de cólera que azotó la ciudad a finales del siglo XIX.


Despues de dar mis paseos por la ciudad, siempre me dirigia al Restaurante Schiffer Boerse para cenar tranquilamente antes de ir al hotel a descansar para ir a trabajar al día siguiente, era un restaurante temático sobre los ambientes marítimos de hace 100 años, cuantas cervezas y vinos del Rin y del Mossel he bebido durantes mis cenas en este restaurante.

Ni que decir tiene que llegaba el viernes en vuelo desde Madrid y me dedicaba a hacer turismo por la ciudad ya que el trabajo lo realizaba el sábado a primera hora de la mañana y mi trabajo consistía en pasarle diversos tests tanto al ordenador como a su periferia y además limpiar los elementos tanto electrónicos como mecánicos que debido al uso podían provocar averías intempestivas y entonces tenía que tomar un avión urgente en Madrid en cualquier momento para volar hacia Hamburgo y proceder a su reparación.

Al igual que Amsterdam, Hamburgo posee uno de los mayores barrios rojos del planeta, mayor aún que el de la ciudad holandesa, es el llamado barrio de St. Pauli y está en el centro de Hamburgo, y su nombre proviene del vocablo alemán Plattdeutsch, que significa camino de hacedores de cuerdas ya que aquí se fabricaban las cuerdas que se utilizaban en el puerto. El famosísimo barrio marinero de San Pauli está en la calle Reeperbahn y enseguida veras las luces rojas de los sex-shops y prostíbulos legales, mezclados con bares, restaurantes y hasta un museo del sexo además de los clubs y bares nocturnos, este barrio fue durante mucho tiempo la zona roja de Hamburgo donde los marineros acudían a los numerosos burdeles. En este barrio la prostitución es legal, sin embargo en calles como la Herbertstrasse, donde se concentran los prostíbulos con las mujeres en escaparates (como en Amsterdam) solo está permitido el paso a varones mayores de 18 años. Otras calles con gran densidad de prostíbulos son Hafenstrasse y la popular Reeperbahn la espina dorsal del barrio que se ha convertido en auténtico Broadway hamburgués. Esta es la zona preferida para salir de marcha por los jóvenes hamburgueses y uno de los lugares más populares que ver en Hamburgo.

Como anécdota, comentar que un día que vino conmigo un japonés llamado Matano tuve que llevarle a visitar este barrio de San Pauli, nos metimos en un garage dónde se encontraban multitud de chicas calurosas debido a la alta temperatura que había dentro y una de las chicas quería llevarse al japonés pero este no entendia alemán y ella le hablaba en inglés y él decía que no entendía inglés y ella le hablaba español y dale que él decía que no entendía español y finalmente le habló en japonés y este también dijo que tampoco entendía japonés (la chica no entendió nada de nada).

Sin duda hay algunos barrios que dan el carácter a una ciudad y en Hamburgo este barrio es del de St Pauli, aparte de ser el barrio rojo y el centro de ambiente nocturno de la ciudad este barrio es también un centro cultural por el que han pasado muchos artistas, fué en este barrio, en el Star-Club donde despegó la carrera de The Beatles, maduraron aquí según afirma John Lennon a golpe de concierto en antros de dudosa reputación. En honor a este famoso grupo encontraréis Beatles Platz una pequeña plaza con las siluetas de estos fenómenos.

Cuantos paseos he podido dar por Hamburgo debido a la multitud de veces que iba y cuantas cervezas y vinos del Rin y del Mossel he bebido en el Uhlenhorster Weinstube todo acompañado de sus exquisitas wurst o salchichas de todo tipo y tamaño.

El río Alster es la arteria fluvial que cruza Hamburgo y que ha originado la creación de dos lagos artificiales: Außenalster (Alster exterior) y Binnenalster (Alster interior). Hoy en día, a ambos lagos se les agrupa bajo el nombre genérico de lago Alster. Aqui practican deportes acuáticos y pasean o recorren en bici los senderos y las zonas verdes que lo rodean. Es una de las mejores cosas que hacer en Hamburgo para disfrutar de la vida al aire libre en los días soleados.

El Barrio de Altonaer es un barrio de los más encantadores de Hamburgo. Caminas por limpias, tranquilas y ordenadas calles a las que se asoman casas de estilo neoclásico y monumentos históricos. Encontraras el Altonaer Museum que tiene una buena colección de materiales geológicos y paisajísticos, mostrando también la historia del asentamiento y la evolución económica del estado de Schleswig-Holstein, vecino norteño de Hamburgo, además, aquí podrás contemplar una de las mejores puestas de sol que ver en Hamburgo. Acércate al Altonaer Balkon y disfruta de las vistas sobre el río Elba, el puerto y el Fischmarkt.

Entre la Estación Central y la plaza Gänsemarkt no solo se encuentra el centro histórico de Hamburgo sino que en este lugar se hallan las tiendas de mayor prestigio internacional a las que solía ir para ver si compraba algún que otro regalo para Carmen, muñecos para mi hijo y para mí maquetas de trenes eléctricos Markling.

Hace muchísimo tiempo de estos viajes y de momento no recuerdo nada más…. como con el tiempo seguiré recordando más cosas seguiré ampliando el relato.

Regreso al contenido